Reconocimiento Sor Juana: Alejandra Salguero Velázquez

El 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, es el día en el que se entrega el Reconocimiento Sor Juana Inés de la Cruz, a mujeres que se hayan destacado en su trayectoria académica y de investigación y que este 2018 le fue otorgado en a la Dra. Alejandra Salguero Velázquez, académica de nuestra FES Iztacala.

“Honrada, feliz y reconocida” fueron los adjetivos que ella misma dijo sentir, además, aseguró que, el que la entrega haya sido una decisión colegiada entre la comunidad académica de la FES donde labora, lo convierte en un reconocimiento de los mas relevantes en su vida.

La doctora Salguero trabaja bajo los campos de estudios ligados a la sexualidad, género, discriminación que, aunque siempre han existido, tienen menos de un siglo atenderse socialmente a través de las ciencias. Identidad masculina es una de sus líneas de investigación, y con la que se pretende lograr un cambio y, de manera general, la equidad entre géneros.

La psicóloga de profesión, recordó que en su caso, hace más de 25 años que cursó el doctorado en Ciencias Políticas, iniciando así su trabajo directo en cuestiones de género, lo que le originó un cambio de concepción determinante en su ejercicio profesional y que se refleja en las investigaciones que ha realizado.

Hizo hincapié en que específicamente en la UNAM y la Facultad de Estudios Superiores Iztacala, nunca ha sentido alguna diferencia entre géneros en su trabajo, lo que la hace sentirse orgullosa al desarrollarse en un espacio privilegiado donde prevalece la equidad. Destacó que muestra de ello, es que la FESI es una de las instancias universitarias que ha sido dirigida por mujeres, a quienes admira por su liderazgo

“… dirigir implica pensar en el otro, en el crecimiento común, lo que ha sido muy significativo, ya que la idea de que la mujer mantiene una constante visión del bienestar común se ha aplicado, ha quedado saldado y marcado en el crecimiento y evolución de la Facultad (Iztacala) con el trabajo de las directoras que hemos tenido”.

Pidió a cada uno de los docentes, trabajadores y los propios estudiantes enaltezcan a las mujeres en la lucha cotidiana que mantienen por destacarse en un ambiente que aún no es igualitario; lo cual ella ha hecho pero que impulsará con mayor fuerza, porque dijo  “… esa será una manera de darle mayor valor al reconocimiento, con el que en esta ocasión me han honrado”.

Este le fue entregado de manos del rector el Dr. Enrique Graue Wiechers en el Teatro Juan Ruiz de Alarcón en la zona cultural de Ciudad Universitaria sitio donde 79 universitarias más recibieron la distinción y atendieron los mensajes de las doctoras  Leticia Flores Farfán y Patricia Ostrosky Shejet.

La Dr. Flores Farfán conminó a las galardonadas a seguir luchando con ética y justicia por y para las mujeres y as, continuar engrandeciendo el compromiso de la UNAM a combatir esos hechos de misoginia con los valores que nuestra propia UNAM nos brinda: confianza respeto, libertad y autonomía.

Hizo tres propuestas que sustentan el programa institucional en la materia y que destacaría a la UNAM como un espacio de diálogo para que las académicas y académicos puedan incluir a la difusión de la cultura este tema de vital importancia: Nombrar el reconocimiento al Mérito Académico para Estudiantes de Doctorado como Premio Rosario Castellanos; crear una Cátedra de nombre Graciela Fierro para destacar la promoción que en vida tuvo esta investigadora de la filosofía feminista y como fundadora del programa Universitarios de Estudios de Género en la UNAM; y dar cabida a la maestría y el doctorado en Estudios de Género, propuesta ya avanzada por la doctora Ana Bouquet.

Por su parte, la doctora Ostrosky destacó el trabajo que en materia de equidad ha realizado la UNAM, y los importantes avances que han tenido, sin embargo, no dejan de enfrentarse a los sesgos cognitivos que existen y afectan la equidad. Reiteró que este tema se debe enfrentar “… de manera absoluta y multifactorial desde los ámbitos en  que cada una estamos. Luchemos contra la injusticia, el menosprecio y la descalificación para hacer efectivas desde su campo, la equidad de género y enaltecer a esa gran mujer Sor Juana Inés de la Cruz”.

Reporte y fotografía: Sandra R. Irizarri