En la FESI se contribuye al conocimiento del Cáncer de Colon

Pese a ser una de las principales causas de muerte por cánceres en el mundo, también es uno de los poco conocidos entre la gente; es por ello que a nivel global se designó el 31 de marzo como el Día Mundial contra el Cáncer de Colon, pero también se extendió a todo el mes en pro de la concientización sobre esta enfermedad.

Es importante señalar que a ésta se le conoce comúnmente como Cáncer Colorrectal; sin embargo, se denomina Cáncer de Colon al padecimiento que se desarrolla únicamente en la parte final del tracto digestivo (colon), pero cuando el crecimiento de células anormales también se da a nivel del recto se habla del Colorrectal.

Según reporte de Globocan, correspondiente al 2020, en México este cáncer es el segundo como causa de muerte en este tipo de neoplasias, lo que hace necesario realizar mayor difusión para informar a la población, ya que tanto hombres como mujeres pueden padecerlo.

En charla sobre el tema con las doctoras Sonia León Cabrera del Laboratorio 16 “Inmunidad Tumoral”, Mónica Mendoza Rodríguez del Laboratorio 8 “Inmunoparasitología”, Miriam Rodríguez Sosa del Laboratorio 5 “Inmunidad Innata” e Irasema Yolanda Chirino López del Laboratorio 10 “Carcinogénesis y Toxicología”, investigadoras de la Unidad de Investigación en Biomedicina (UBIMED) de la FES Iztacala; se mencionó que la incidencia del cáncer de colon y recto, anteriormente, se elevaba a partir de los 50 años y en grupos de riesgo; pero actualmente esto ha cambiado ya que se están presentando en adultos mayores de 30 años, sin antecedentes heredofamiliares.

Esto se debe a hábitos externos que permiten su desarrollo, como son: el sedentarismo, la inadecuada alimentación, el consumo de tabaco y/o alcohol, así como la ingesta de muchas grasas; los cuales predisponen a la persona a la aparición, primero, de enfermedades inflamatorias intestinales como es la enfermedad de Crohn, colitis ulcerativa o crónica, que aumentan significativamente el riesgo de desarrollar Cáncer de Colon; lo que hace necesario la realización de chequeos periódicos a fin de diagnosticarlo de manera oportuna; periodicidad y revisión que debe determinar el médico gastroenterólogo.

Es importante destacar que si bien hay casos de tipo hereditario –que hacen necesaria la vigilancia continua para detectar oportunamente la enfermedad–, la cantidad de personas con esta enfermedad es menor en comparación a quienes carecen de este antecedente.

Este cáncer puede tardar muchos años en desarrollarse sin que se manifieste algún síntoma o puede ser mínimo que no se relaciona con éste, por tanto, cuando se detecta ya está en estadios muy avanzados, dificultando su curación; por ello se recomienda la revisión periódica a partir de los 20 años, debido a que ya se tiene una vida activa en la que el estrés, las comidas rápidas e ingesta de grasas, entre otros, pueden derivar en colitis, lo cual abre la posibilidad a esta neoplasia.

Debido a que el diagnóstico tiene que ser clínico –una exploración física–, lo cual puede ser un obstáculo para que las personas acudan a revisión, además de ser un estudio costoso; se sugiere a las poblaciones de riesgo –con antecedentes heredofamiliares y algunos grupos, como los afroamericanos– realizar el chequeo anual o cada dos años.

En cuanto a la población en general, debe ponerse atención a cambios digestivos, como son diarrea o estreñimiento frecuente, presencia de sangre en heces, la sensación de que no hay un vaciamiento completo cuando se va al baño; los cuales son señales para acudir a revisión a fin de tener un diagnóstico y atención oportuna.

Todos estos factores deben ser conocidos para tratar de prevenir las enfermedades asociadas al desarrollo del cáncer de colon a través de hábitos saludables, pero también estar atentos a aquellas alteraciones que podrían estar manifestando una irregularidad en la salud y acudir oportunamente al médico, ya que si se detecta oportunamente es curable.

La investigación en Iztacala

Como en otras áreas del conocimiento, en la FES Iztacala también se realiza investigación en torno al Cáncer Colorrectal, labor desarrollada desde hace nueve años por un grupo de investigadores de la UBIMED, quienes desde un proyecto común enfocan parte de su labor científica a comprender mejor esta enfermedad, particularmente el cáncer asociado a colitis (a los procesos inflamatorios crónicos), y a partir de ello dar paso a la generación de nuevas formas de diagnóstico y atención.

De entre los diversos laboratorios que participan en estos estudios están los arriba mencionados, que dedican gran parte de su hacer a estudios relacionados, por ejemplo, con la participación de la respuesta inmune (Laboratorio 16) para contener o promover el desarrollo del cáncer, particularmente se busca la vía del sistema inmune que regula los procesos inflamatorios, lo que ayudará a proponer estrategias de intervención.

También se indaga sobre la forma de atacar el cáncer una vez establecido (Laboratorio 8), para ello se realiza la investigación desde un abordaje relativamente nuevo en el que se trata de utilizar los productos excretados por un parásito –que tienen un efecto antiinflamatorio– junto con el 5-Fluorouracilo, principal quimioterapéutico utilizado en el cáncer colorrectal; es decir, está encaminado a proponer terapias alternativas al generar potenciadores sobre los fármacos ya existentes.

Uno más de estos trabajos (Laboratorio 5) está enfocado en estudiar y entender todo lo asociado a la inflamación de la respuesta inmune para saber cómo o en qué etapa del desarrollo de la enfermedad intervenir, ya que esta respuesta es buena para contener la evolución de la enfermedad pero es malo que perdure por mucho tiempo porque la promueve.

Otra investigación (Laboratorio 10) mostró que el consumo del dióxido de titanio –presente en muchos alimentos procesados como las golosinas– incrementa la formación de tumores cuando el cáncer ya está instalado. La investigación se encamina a analizar qué organismos –jóvenes o adultos y sexo– son más susceptibles a las alteraciones generadas por dicho aditivo, para así alertarlas ante su ingesta.

Es así como en la UBIMED se realiza investigación básica que permite conocer los cambios que se generan, a nivel celular y molecular, durante la transición de colitis a la aparición de los pólipos –que inicialmente son benignos- y posteriormente al desarrollo y metástasis de dicho cáncer. Conocimiento que permitirá desarrollar diagnósticos y tratamientos mucho más efectivos.

De esta manera es como este grupo inter y multidisciplinario, que es único en el país al estar integrado por varios investigadores, realiza su labor para aportar este conocimiento tan necesario en la atención a este tipo de cáncer. Debe destacarse que este grupo de investigadores, en el que participan nueve de los laboratorios de la UBIMED y el Laboratorio Nacional en Salud; han publicado hasta la fecha 32 artículos en revistas internacionales, con factor de impacto promedio de 5.6.

En él también se apoya la formación de recurso humanos con la participación de estudiantes de pregrado, posgrado y estancias posdoctorales. La preparación y conocimiento que en este proyecto reciben ha permitido a muchos de ellos continuar sus estudios en instituciones extranjeras, lo que muestra la calidad de la investigación que en este proyecto común se realiza en la UBIMED y la FES Iztacala. Proyecto al que puede integrarse cualquier estudiante interesado en el tema, en particular, y en la investigación, en general.

La Dra. Miriam Rodríguez, también coordinadora de la UBIMED, expresó al final de la plática que al grupo le falta establecer el vínculo con la clínica, lo cual es un área de oportunidad y se trabaja para comenzar a realizar investigación, no con pacientes, pero sí con muestras humanas, lo que es difícil pero hacia allá se encamina este equipo de investigadores.

Reporte: Esther López

Written By
More from Esther López
SUAyED realizó Jornadas de Titulación
Durante doce días se llevaron a cabo las Jornadas de Titulación de...
Read More
0 replies on “En la FESI se contribuye al conocimiento del Cáncer de Colon”